¿Fumar un porro? Cosas a tener en cuenta

Reglas de oro para no tener problemas con los porros.

No hay una regla única que nos diga que si hacemos aquello, vamos a evitar todas las consecuencias negativas del consumo de cánnabis, excepto si no se fuma claro. Lo que si podemos encontrar son pistas a tres niveles que pueden ayudar a minimizarlas:

TU:

  • Como cualquier droga, sus efectos variarán en función de tu estado de ánimo, si estás rayado/a consumir puede agravarlo.
  • El azar, un consumo elevado o mezclarlo con alcohol puede acabar en un blancazo (pálida, amarillo). Es una bajada de tensión. En esos casos se recomienda la comer algo salado y tumbar a la persona afectada bocarriba con las piernas elevadas.
  • Tener que consumir mucho para notar los efectos significa que se está desarrollando tolerancia. Reducir el consumo hará que se tenga que fumar menos y que con menos se haga más.
  • El cannabis afecta a la memoria, una capacidad importante sobretodo si se está estudiando.
  • En clase, quedarse empanado por haberse fumado un porro es interpretado por algunas personas como: “me concentro más”. Nada más lejos de la realidad, tu capacidad de atención, concentración y memoria están mermadas por lo que probablemente estés perdiendo el tiempo. Saber cuando y donde fumar es más importante que saber fumar.

LOS PORROS:

  • Si al porro le añades tabaco estás consumiendo dos drogas distintas con distintos efectos y consecuencias. Un porro solo de marihuana puede ser muy fuerte, no hay obligación de acabárselo de una sentada ya que sería mucha cantidad en poco tiempo y pueden aparecer efectos secundarios indeseados.
  • Hay muchos tipos de marihuana: índica, sátiva, híbrida; de cultivos: de interior, de exterior, de guerrilla… Las concentraciones de THC pueden variar mucho de una a otra planta por lo que los efectos serán distintos. Ten cautela cuando consumas algo nuevo y varía la dosis en función de su potencia para evitar sobresaltos.

TU ENTORNO:

  • El consumo o tenencia en la vía pública es motivo de sanción. Si fumas en la calle hazlo lejos de espacios infantiles y en un lugar discreto.
  • No olvides que tan importante es el estado de ánimo al consumir como las personas que te rodean en el momento de consumir. Estar en un ambiente agradable y de confianza minimiza las posibilidades de “malos viajes”.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies